Cómo el butirato mejora tu salud intestinal

por | 0 Comentarios

¿Sabías que el butirato es necesario para tu buena salud intestinal?, lo mejor de todo es que lo produce tu propio microbioma. Está claro para los científicos los aportes y cómo el butirato mejora la salud intestinal.

¿Qué es el butirato?

También conocido con el nombre de ácido butírico, que es como lo consumimos en suplementos, es un ácido graso de cadena corta, o metabolito que beneficia la salud del intestino, ayuda a prevenir inflamaciones y contribuye a la prevención del cáncer colorrectal, entre otras patologías. El butirato se produce con la ingesta de alimentos ricos en estos ácidos grasos de cadena corta.

Como puedes leer, el butirato aporta beneficios importantes para la salud gastrointestinal, y es que el butirato juega un rol simbiótico entre las especies y el microbioma, puesto que ambas se benefician de su presencia.

¿Qué hace el butirato?

Sabemos que las bacterias tienen diferentes funciones y entre ellas están las de digerir las fibras duras y convertirlas en compuestos orgánicos. Seguidamente pasa a el proceso de fermentación, lo que produce metabolitos, entre ellos el butirato. El butirato al ser un ácido graso de cadena corta, es uno de los responsables de proporcionar combustible para el cuerpo, y de generar un revestimiento en las paredes intestinales. Como consecuencia, mejora el sistema inmunológico, lo que se traduce en protección para ciertas enfermedades del tracto digestivo.

Y ya se que seguramente te estarás preguntando ¿qué son los ácidos grasos de cadena corta?, son moléculas que proporcionan energía para el cuerpo, que en términos numéricos representa entre el 5 y 10% de las necesidades calóricas.

Es conocido que el butirato realiza funciones anticancerígenas y antiinflamatorias, suprimiendo la actividad de células inmunes específicas asociadas al cancer, por ejemplo.

¿Cómo puedo mejorar la producción de butirato?

Mejorar la producción de butirato es fundamental para una mejor salud gastrointestinal, entre antibióticos (en exceso), alimentación o estilos de vida inadecuados parecen ser las principales causas de perder cantidades de bacterias importantes que colaboran a la formación de butirato, por ejemplo.

Pudiéramos ahondar en términos científicos, como los Firmicutes, un tipo de bacteria que se sabe que producen butirato, pero esto nos dejará igual, mucha teoría. Es por ello que lo simplificaré.

Existen alimentos que se encargan de nutrir el microbioma, que se les conocen como prebióticos, este tipo de alimentos optimizan la producción de butirato. 

¿Qué alimentos son prebióticos?

Vegetales, legumbres, frutas y semillas son las principales fuentes de prebióticos. Es por ello que las almendras son una fuente de butirato,ya que estas son ácidos grasos de cadena corta. 

Los prebióticos se caracterizan por contener fibra dietética, y que viaja por el cuerpo sin ser digerida, con la finalidad de alimentar al microbioma que hace vida en tu colon. Sí, el microbioma necesita alimentarse.

¿De dónde se obtiene el butirato?

El butirato se puede obtener a través de alimentos o fuentes suplementarias. Los que provienen de los alimentos, no quiere decir que sean ricos en butirato, si no que hacen que nuestro microbioma, bacterias, realicen una mayor producción. Por lo tanto, la pregunta siguiente es: ¿Qué alimentos producen butirat?

Alimentos que producen Butirato

Se pueden dividir en dos, los que son ricos en grasa y los que son ricos en fibras:

Alimentos ricos en grasa

  • Mantequilla Clarificada
  • Leche de Vaca
  • Mantequilla
  • Leche de oveja
  • Leche de cabra
  • Queso parmesano / madurados
  • Carnes rojas
  • Aceites de origen vegetal
  • Chucrut
  • Nueces, Almendras y semillas

Recomiendo usarlos con moderación, porque en una dieta inicial de recuperación de Intestino Permeable pueden ser perjudiciales.

Vegetales, hortalizas y legumbres

  • Acelgas
  • Ajo
  • Albaricoques
  • Alcachofas
  • Bananas
  • Cebolla
  • Champiñones
  • Espárragos
  • Manzanas
  • Lechuga
  • Patatas
  • Zanahorias crudas
  • Salvado de avena

La mantequilla es uno de las mejores fuentes de ácido butírico. Otra forma de ingerirlo es a través de suplementos alimenticios que se venden como “Ácido Butírico” o “Butirato de Sodio”. En mi caso particular, yo recomiendo llevar una alimentación adecuada y no optar por los suplementos.

«Descubrimos que cuando consumes nueces aumentan los microbios que producen butirato, un metabolito beneficioso para la salud del colon. Por lo tanto, la interacción de nueces con el microbioma está ayudando a producir algunos de esos efectos sobre la salud.»

 

Hannah Holscher, profesora asistente de ciencias de la alimentación y nutrición humana en U of I, y autor principal del estudio

¿Cuánto butirato necesito consumir?

Hasta ahora no se sabe de un número, solo se sabe la importancia de consumirlos y su beneficio. El beneficio es que incluyas alimentos ricos en butirato en tu dieta regular, ello hará que no te tengas que preocupar mucho y puede ayudarte a mantenerte sano.

Los problemas de la dieta ricas en butirato

A pesar de que todo se oye como una maravilla, para el butirato, también es cierto que al inicio de una dieta que busca altos contenidos de butirato representan un problema. La alta ingesta de vegetales y de fibras complejas como cereales integrales hace que provoque síntomas intestinales desagradables y molestos. ¿Cómo es posible que el butirato nos complique la situación?

Para las personas que hemos padecido de disbiosis, o los que la padecen son los más propensos a generar síntomas molestos, puesto que su intestino delgado no es capaz de absorber correctamente los nutrientes e incluso han perdido cierta motilidad que hace que la absorción sea la correcta.

Hasta ahora hay estudios que indican que después de la cuarta semana los pacientes mejoran de los síntomas. 

Yo, particularmente en las primeras semanas de un Intestino Permeable, o una disbiosis por una dieta más al estilo FODMAP, baja en hidratos de carbono y en almidones. Puesto que repercute positivamente en la salud del paciente, ahora, posterior a la fase inicial, es conveniente ir ingresando este tipo de alimentos a nuestra dieta regular. Tampoco se trata de volver peor la situación actual de quienes poseen síntomas agravados.

Conclusiones

Se puede hacer una lista gigante de alimentos que aportan para tu salud, pero la verdad es que en llevar una dieta variada, rica en vegetales frescos, pescados, carnes con moderación, y cantidades acorde a tu requerimiento nutricional son la clave. No dejes de hacer actividad física, y evita alimentos con azúcares añadidos, bollería, gaseosas, tabaco, alcohol; en su defecto limitarlas.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad

Pin It on Pinterest

Share This